Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Reading Time:
2
Minute(S)
Comfort Dorkutso no es ajena al trabajo duro. Para ayudar a su familia, se vio obligada a abandonar la escuela para encontrar trabajo. La única opción disponible era trabajar de puerta en puerta como recaudadora de impuestos. Un trabajo difícil que le generaba menos de 2 francos al día.

 

Comfort sabe que su arduo trabajo valdrá la pena
En 2013, Comfort se enteró de una nueva oportunidad. Ella había visto a los distintivos vendedores de café de Accra abriéndose paso entre las bulliciosas multitudes. Los vendedores se destacaban por sus camisetas rojas brillantes mientras vendían Nescafé a los propietarios de los locales, compradores e inclusive a los conductores atrapados en el tráfico.

 

De lo que no se había dado cuenta era que muchos de estos vendedores eran pequeños empresarios dueños de su propio negocio, los cuales trabajan duro para generar sus propios ingresos y hacer crecer sus empresas. Ella, al instante, se dio cuenta que era algo que podía hacer.

Como una vendedora callejera, Comfort ahora gana alrededor de 200 francos al mes. No solamente es capaz de alquilar un pequeño apartamento para ella, también está ayudando a sus hermanos y a su pequeña sobrina. Está joven emprendedora no le falta visión, ya que sabe que su trabajo duro será recompensado. "Espero poder ahorrar para comprar mi propia tienda," dice con orgullo.

Independencia financiera

El programa 'Mi Propio Negocio', - localmente conocido como MYOWBU, - motiva a las personas de África Central y Occidental a desarrollar una carrera y ser financieramente independientes. La iniciativa, liderada por el negocio Nestlé Professional, ayuda a que miles de personas tengan la oportunidad de liderar su propio negocio de ventas ambulantes, empleando y manejando sus propios vendedores ambulantes.

MYOWBU alienta a los jóvenes a desarrollar una carrera y obtener independencia financiera
A todos los vendedores se les suministra Nescafé, tazas, frascos y otro kit necesario para vender café en la calle. Ellos venden el café y pueden guardar una porción de las ganancias.

 

Si un vendedor desea convertirse en un operador, Nescafé los entrena en ventas, administración, higiene, calidad y seguridad. La compañía también los ayuda a encontrar una área de cocina adecuada con un suministro limpio y seguro de agua hirviendo para que su negocio funcione. Los operadores contratan más vendedores de su comunidad, establecen objetivos y horarios de trabajo, administran pagos, garantizan la seguridad del producto y mantienen el equipo.

Todos los operadores y vendedores de Nescafé han fidelizado a clientes leales en sus áreas y se han convertido en grandes embajadores de la marca.

Oportunidades que cambian la vida

Según el Informe Global de Desempleo Juvenil de las Naciones Unidas, el 11% de los jóvenes que viven en África Subsahariana se encontraban sin empleo en 2016 y se espera que este porcentaje se incremente.

El programa MYOWBU ha ayudado a más de 4.500 jóvenes para crear sus propias microempresas. Casi 1.00 de estas personas son mujeres.

Chrystèle posee un próspero negocio de 35 proveedores
Para Chrystèle Esso de Camerún, ha sido una experiencia que cambio su vida. Después de salir de la escuela, Chrystèle laboro como trabajadora social no remunerada en su comunidad local. En el 2013, ella decidió abrir su propio café y unos meses después se unió al programa MYOWBU.

 

Hoy, Chrystèle es propietaria de un negocio próspero el cual tiene 35 vendedores; cada uno de ellos lleva a casa un ingreso promedio de 130 francos por mes.

"Realmente el programa me ayudó a ser más disciplinada y madurar para dirigir mi negocio," dice Chrytèle. "Mis operadores dependen de sus trabajos para cuidar sus familias. También soy más feliz porque disfruto lo que hago".